Alguien te observa - Karen Rose

martes, 24 de abril de 2012

Título original: I'm watching you
Autora: Karen Rose
Género: Suspense romántico
Editorial: Plaza & Janés / Debolsillo








Kristen Mayhew, ayudante del fiscal del distrito de Chicago, pone toda su alma en cada caso que pasa por sus manos. Cada víctima, cada crimen lo aborda meticulosamente.  Lucha sin descanso por lograr que se haga justicia hasta el punto que ha sido apodada La Reina de hielo, dada la implacabilidad con que trabaja, aunque no siempre consiga hacer justicia. Cada vez que un criminal queda libre, sin que pueda hacer nada para impedirlo, algo se desgarra en su interior. 
Ella no es inmune a la impotencia, al dolor  o la vergüenza de saberse desprotegida y ser víctima, sin que nadie pague por ello. Ésa es una de las profundas razones que la llevaron a  esforzarse por conseguir, merecidamente, su cargo como ayudante del fiscal del distrito. Su vida gira única y exclusivamente en torno a su profesión y a hacer justicia.

Pero su carrera y su vida sufren un vuelco repentino el día que empiezan a sucederse asesinatos sin lógica aparente, a primera vista claro. Uno tras otro van apareciendo brutalmente asesinados hombres que fueron juzgados por diferentes causas y puestos en libertad, pese a que era más que evidente la culpabilidad de estos. Las influencias, el dinero o la negligencia judicial fueron algunas de las causas.
No obstante, un  misterioso asesino empieza a matar uno tras otro a  todos aquellos que no acabaron en prisión como era de esperar. Después de cada asesinato envía una carta dirigida a Kristen, una misiva que firmada como “su humilde servidor”. Es alguien que parece conocerla muy íntimamente, alguien que parece observarla continuamente.

El hecho de que en cierto modo se haga justicia no evita que Kristen sienta el horror de la oleada de crímenes que azota Chicago, aun más cuando su nombre queda en entredicho y se la acusa indirecta o directamente -según las personas afectadas- de estar detrás de esa mano negra que ajusticia impunemente.

Abe Reagan es el detective asignado al caso. Es un policía recientemente incorporado al departamento de homicidios tras pasar los últimos cinco años trabajando de encubierto en narcotráfico. Esos años fueron una pesadilla constante para él. Ante sus propios ojos vio como, en una afán por buscar venganza, su mujer embarazada fue tiroteada cuando la bala iba dirigida a él. A consecuencia de la herida quedó en estado vegetativo. 
Esa rabia e impotencia lo llevaron a unirse a Narcotráficos. Ahora, tras la muerte de ésta, se reincorpora a Homicidios. Su primer caso en Chicago lo pone de nuevo ante Kristen Mayhew, la mujer que lo impactó profundamente dos años atrás en apenas un breve encuentro. En cuanto la ve la reconoce. Si en el pasado la culpabilidad lo azotaba, en la actualidad es el afán de protección lo que lo mueve, eso y el deseo por conocerla más íntimamente. Todo ello lo arrastra inexorablemente hacia la joven, pese a la reticencia y recelo mostrados por ella.

A la vez que colaboran estrechamente en la investigación policial,  los crímenes siguen sucediéndose y una poderosa atracción surge en Abe y Kristen.
Abe se encuentra ante una oportunidad de volver a sentir y amar. Apenas su mirada se cruzó con la de Kristen, sintió cómo algo renacía dentro de él.
Kristen es una mujer herida, que también oculta sus propios secretos y dolores, que la han convertido en alguien inseguro y temeroso. Su actitud fría y distante, y su sobrenombre de La Reina de hielo no son más que una capa de protección. Pero ese hielo sólo parece poder ser derretido por el atractivo detective Reagan.
Mientras buscan sin tregua descubrir la identidad del asesino, Abe lucha denodadamente por derrumbar esa barrera que rodea el corazón de la insegura y asustadiza Kristen Mayhew.

Alguien te observa es una novela de suspense romántico. Aunque el mayor peso de la trama recae sobre la investigación policial, la trama romántica está siempre presente. Si bien es cierto que a veces queda eclipsada por la intriga policíaca y las investigaciones, la naciente relación entre Abe y Kristen logran atrapar al lector por las emociones que destilan y el carácter de sus protagonistas.
Los protagonistas principales y los secundarios, pero sobre todo Abe y Kristen están muy bien perfilados. Cada escena, cada encuentro destila la esencia con que Karen Rose los ha creado.
De hecho nos encontramos antes dos personas que arrastran un duro bagaje emocional, con un pasado que les atormenta  constantemente. Sentimientos como la culpabilidad o la impotencia brotan a menudo de sus recuerdos, pero la evolución emocional de ambos, sobre todo de Kristen, quien encuentra en Abe un apoyo firme y constante, crean una novela de suspense romántico que me ha atrapado de principio a fin.
En realidad la novela transcurre en un lapso muy breve de tiempo: los días que dura la investigación policial. Es en ese período que Abe y Kristen se enamoran, pero al ir desgranándose escena a escena sus encuentros, las miradas furtivas y los roces, los diálogos, la complicidad … somos testigos de ese enamoramiento paso a paso.

No se puede negar que el gran peso de la novela recae sobre la trama policíaca, pero si sois amantes de ese género y de las historias de amor con un pasado duro, atormentado, donde vemos crecer y renacer a sus protagonistas, estáis ante una novela que no os podéis perder.
El que aúne suspense y romance es un punto que, innegablemente, me atrapó.
Al margen de estos temas, la novela aborda temas e interrogantes morales que, sin duda, despiertan reflexiones en los lectores: ¿es o no justificable tomarse la venganza por nuestra propia mano? ¿es comprensible el dilema de “ojo por ojo“?
Alguien te observa es una novela muy completa, ya que se barajan infinidad de aspectos. Si esperáis una historia romántica basada únicamente en una pareja protagonista, no la encontraréis, pero si disfrutáis con libros intensos, plagados de secretos, investigaciones policiales y dilemas morales, estáis ante vuestro libro.
Dejando de lado la identidad del asesino, que creo para unos lectores será bastante predecible y para otros no tanto,  la trama de suspense está impecablemente abordada, minuciosamente detallada y escrita magistralmente.
A mí personalmente es una novela que me ha cautivado de principio a fin, si bien como digo, creo que en ocasiones el peso argumental recae más sobre el suspense que la trama romántica, aunque no por ello se deja de lado la historia de amor de Abe y Kristen, sino que ésta queda supeditada a la evolución de la investigación.

Como secundarios encontramos todo un plantel de personajes muy interesantes, entre sospechosos, víctimas, policías, familiares… algunos de los cuales, protagonizarán próximas novelas.
Karen Rose logra sumergirnos con Alguien te observa en una novela apasionante, trepidante y una historia de amor que, aunque a veces queda un tanto desdibujada, me ha atrapado de principio a fin. Un libro que os recomiendo encarecidamente, especialmente si os gustan las tramas de suspense romántico y los protagonistas heridos a los que ves crecer y renacer a través de las palabras de una novela. 


2 comentarios:

  1. Hola Mariam,
    gracias por tus reseñas. ¡Vaya ritmo llevas! Esta trama me atrae especialmente. No he leído nada de esta autora aún. Últimamente voy alternando Regencia y Contemporánea... ¿Has leído a Candice Hern? Me ha gustado mucho su serie de las Viudas Alegres.
    Leo por ahí que estás escribiendo...eso es fabuloso. Te deseo mucho ánimo e inspiración. ¡Que las musas te acompañen, igual que en Luna de Tor!
    ¡Un abrazo desde Castellón!

    ResponderEliminar
  2. ¡¡¡Holaaaaa!!!

    Hubo una época en que hacía muchas más, ahora la mayoría de las que subo no son recientes, pero me gusta compartirlas y las voy subiendo al blog.
    Las novelas de Karen Rose son buenísimas. Si te gusta el suspense romántico te las recomiendo.

    Tengo pendiente de leer la primera novela de la trilogía de las Viudas alegres de Candice Hern. Me has dado una idea, me animaré a leerla cuando termine con Un verano, una mujer. ¡Muchas gracias por la recomendación!

    Sí, sigo escribiendo. Poco a poco voy cogiendo ritmo. Después de tanto tiempo sin escribir... pero ahí voy. En cuanto la tenga un poco más desarrollada, compartiré algún fragmento o escena. A ver qué tal...

    Te mando un abrazo muy fuerte y con mucho cariño desde Barcelona.

    ResponderEliminar

Tus comentarios enriquecen este blog. ¡Muchas gracias!