Tormenta de pasiones - Mary Jo Putney

domingo, 29 de julio de 2012

Título original: Thunder and roses
1º Ángeles Caídos
Autora: Mary Jo Putney
Género: Romántica histórica
Editorial: Cisne 
Año publicación:  2000






No suelo releer mucho a pesar de que siempre tengo un libro entre las manos. La razón es que me quedan aún tantos libros por leer que caer en la indulgencia de volver a leer uno, aun siendo uno de mis favoritos, siento que me roba tiempo. Sin embargo, hay novelas que me encantaron la primera vez que las leí y lo hacen cada vez que las releo. Y bien... lo cierto es que siento la tentación de volver a leerlas de vez en cuando. Como Tormenta de pasiones, la primera de las que componen la saga de Los Ángeles Caídos de Mary Jo Putney.

Empezaré diciendo que en mi opinión es una de las mejores novelas románticas que he leído nunca. Es una historia que me atrapó desde la primera página, una historia que me atrapa cada vez que vuelvo a leerla.

El punto de partida es un pacto con el diablo. Literal.
Clare Morgan es una joven galesa, una maestra de escuela y una persona importante y respetada en la comunidad -para más señas metodista- que acude ante el Conde de Aberdare para pedir ayudar y, también, exigirle que cumpla con su deber como señor de Penreith. Los accidentes en la mina son frecuentes, las condiciones en que se trabaja inhumanas.

Nicholas Davies, al que apodan el Conde gitano, pues su madre era gitana a pesar de ser su padre el hijo del anterior Conde, acaba de regresar a Gales tras cuatro años en el extranjero. Se marchó envuelto en un aura de escándalo, depravación y asesinato como si se tratase de un sudario. Estaba decidido a no regresar jamás, pero lo ha hecho para recluirse y seguir con la vida disoluta que ha llevado durante años.
Sin embargo esa maestrita de escuela acaba con su retiro autoimpuesto cuando aparece en su puerta exigiendo que se responsabilice de su pueblo. Como el diablo que dicen que es, accede sí, pero a cambio de un pacto: él ayudará al pueblo si Clare le entrega su reputación. Para ello deberá vivir durante tres meses bajo su techo, de modo que todos en Penreith supongan que es la amante del conde.
Clare duda pero al fin acepta. La vida de una comunidad vale más que su reputación. Lo que no se imaginaba era cuanto.

Cuando Nicholas propuso a Clare ese pacto no imaginaba que aceptaría. Al contrario, creyó que se daría media vuelta y desaparecería al borde del desmayo. Era lo que en realidad deseaba. Pero la tozuda joven acepta y, así, comienzan una convivencia rodeada de tentaciones para ambos. Parte del acuerdo es que durante tres meses, Nicholas podrá cobrarse un beso a Clare. Lo que no imaginaba Nicholas era cuan tentador iba a ser besar a la maestra, ni que iba a ansiar de tal modo el beso siguiente.
Y poco a poco, para sorpresa de ambos, Nicholas y Clare comienzan a sentirse a gusto juntos y también a forjar una amistad con la que no contaban...

Me encanta la historia de Nicholas y Clare, es una de mis favoritas.
A pesar de que se conocen desde niños, pues han vivido en la misma región y el padre de ella, el reverendo Morgan, dio clases a Nicholas, no tienen mucho en común.
Clare es una joven metodista. La palabra de Dios ha guiado siempre su camino. Devota, compasiva con el prójimo y de buen corazón, ha dedicado su vida a la comunidad. Pero algo le falta. Algo esquivo a lo que no sabe dar nombre.
Cuando comienza a vivir con Nicholas no podía suponer cómo eso iba a cambiarle la vida. No solo porque tiene mucho que perder con ese pacto, al haber sido siempre una joven respetada en la comunidad, puede caer en desgracia. Y aunque confía en que quienes la conocen crean en ella, también algunas lenguas se agitan en su contra.
Clare confía en ser capaz de resistir la tentación que el conde gitano representa, está convencida de salir indemne ante los avances masculinos. Pero para su sorpresa comienza a sentirse atraída por el apuesto y oscuro señor de Aberdare, del que se dice asesinó a su primera esposa.

La vida de Nicholas no ha sido fácil. Criado por su madre gitana, fue vendido a su abuelo cuando tenía poco más de siete años. Dividido entre su sangre romaní y la noble a veces no se siente ni una cosa ni la otra. Su abuelo, el viejo conde, lo despreciaba y fue enviado a Eton donde conoció a Rafe, Lucien y Michael, junto a los que fue apodado Los Ángeles Caídos.

Podría desgranar y desgranar la novela pero llegaría a la misma conclusión. Y es que, en mi opinión, Tormenta de pasiones tiene muchos de los elementos que propician una buenísima novela romántica. Y no solo eso, sino la calidad que la maravillosa escritora Mary Jo Putney sabe imprimirle. Con un héroe oscuro, un conde gitano que no encaja demasiado bien entre los nobles, con un pasado trágico y rodeado de la sospecha del asesinato, con una heroína humilde, una sencilla maestra de escuela metodista y un pacto tentador entre ambos, nace una historia de amor que para mí es atemporal.

La trama está perfectamente tejida, es rica, goza de profundidad y misterio, de amor y secretos, de tradiciones, leyendas y del encanto que solo un protagonista de raza gitana puede dotarla. Además de una preciosa historia de amor, cuenta la bonita amistad de un grupo de jóvenes, todos de origen noble que por diferentes causas acabaron estudiando en Eton. Allí forjaron su amistad, una amistad que ha sobrevivido durante años hasta que algo la amenaza.

De Tormenta de pasiones me gustan muchas cosas. Creo que cuenta con elementos de sobra para considerarla una novela muy buena. Más allá de que la historia de amor sea muy bonita (en mi opinión lo es), más allá de la riqueza con que está situada la novela (el fin de las Guerras napoleónicas) y de los protagonistas tan carismáticos que la hacen posible, me ha encantado -de nuevo- porque la tensión y la expectación que te despierta no decae en ningún momento. Porque es una historia que nace despacio, se desarrolla poco a poco, porque irradia a borbotones algo que cada vez me cuesta más encontrar y ha sido siempre algo primordial para mí: la tensión sexual no resuelta. Esos acercamientos, ese anhelo que notas en las miradas que comparten Nicholas y Clare, la lucha interna de ambos, la seducción, la rendición y también la redención de nuestro héroe. Y cómo dos personajes tan diferentes, tan opuestos en tantas y tantas cosas, acaban resultando ser tan perfectos el uno para el otro, tan complementarios como las dos caras de una moneda.
Preciosa, romántica y teñida de misticismo y tradiciones romanís, para mí Tormenta de pasiones es una de las mejores novelas románticas que se han escrito.

Cázame si puedes - Susan Elizabeth Phillips

sábado, 21 de julio de 2012


Título original: Match me if you can
6º Chicago Stars
Autora: Susan Elizabeth Phillips
Romántica contemporánea




Confieso que si no conociera ya como son las novelas de Susan Elizabeth Phillips, puede que alguna que otra vez, mientras las leo, arqueara la ceja en un gesto de escepticismo, por otra parte tan característico de algún que otro protagonista de novela romántica.
Su estilo desenfadado y, si se me permite decirlo, un poco estrafalario -así al menos me parecen de entrada algunos de sus personajes o las situaciones que describe- tal vez no me haga arquear la ceja, pero sí pestañear repetidamente en algunas ocasiones. Pero lo cierto es que me encanta ese estilo y me divierto muchísimo con sus novelas. Y, sinceramente, creo que no hay otra autora igual a la hora de escribir este tipo de historias.

¿Pero por qué digo todo esto? Pues porque la primera escena de Cázame si puedas me produjo cierta perplejidad (no sé la razón a estas alturas) y dibujó, nada más comenzar, una sonrisa en mi cara.

Porque es, ciertamente, una presentación peculiar de Annabelle Granger, la protagonista de esta historia, cuando desaliñada y al volante de Sherman, el viejo coche de su difunta abuela, se dirige a entrevistarse con un posible cliente (elegante y adinerado).
Como la novela, Annabelle me ha divertido muchísimo. Es refrescante, directa, divertida (me repito, lo sé, pero es que es muy divertida), tierna y muy tenaz. ¿Y cuál es su objetivo en la vida? Hacer despegar Perfecta para sí, la agencia de contactos que ha heredado de su abuela.
La peculiar anciana tenía algunas ideas, a juicio de Annabelle, obsoletas sobre el negocio que no pasó de emparejar a algunos de los jubilados del barrio. Pero tras heredar el negocio Annabelle la ha pulido y adecentado un poco.
O en ello está.
La agencia ha dejado de ser Bodas Myrna para ser Perfecta para ti y Annabelle pretende ampliar el perfil de sus clientes con gente menor de setenta años. Gracias a su queridísima amiga Molly, sabe que uno de los solteros más codiciados de la ciudad, el representante deportivo Heath Champion, alias “La Pitón”, está buscando esposa. O más bien paga para que se la busquen porque es un hombre tan pero tan ocupado que no tiene ni tiempo.

Aunque de origen humilde, Heath ha luchado con denuedo por dejar atrás una infancia marcada por la violencia y el alcoholismo de su padre, y por superar sus complejos. Con los años ha escalado socialmente, se ha refinado y culturizado, incluso enmascarando el acento que delata su origen. Pero ahora, a los treinta y cuatro años, ha llegado el momento de adquirir algo más, la última muestra de la posición que ocupa: una esposa modelo que, cual trofeo, pueda presentar con orgullo antes sus clientes, algunos de los deportistas más influyentes y conocidos del país.

Heath Champion es, entre otros, el representante de Kevin Tucker, el marido de Molly, y ha contratado los servicios de la agencia de Portia Powers. Alta, delgada, de buena posición e implacable en los negocios, es la rival de Annabelle por encontrar la esposa perfecta para Heath.

Ni siquiera sabiendo que ya ha contratado a Portia, Annabelle ceja en su empeño por hacerse con ese nuevo cliente. Al ser un hombre rico y muy conocido, si lograse ser quien le presentara a su futura esposa, Annabelle sabe que lograría muchos clientes y publicidad. Así, comienza una pequeña competición con Portia por encontrar la esposa perfecta a “La Pitón”. Pero dar con esa mujer, ese dechado de virtudes, resulta ser una misión un poco complicada para ambas.

Aunque en principio Heath confía más en el juicio de Portia que en el de Annabelle, acaba haciendo que sea ella la que acuda a todas las citas para conocer a las candidatas, tanto las de su agencia como las de Portia. Y cuando descubre de su amistad con Phoebe Sommerville Calebow, la dueña de los Chicago Stars, decide que Annabelle puede ser más útil aún de lo que parece y desde entonces se separa tan poco de ella como de su móvil (se pasa la novela con el móvil pegado a la oreja).

Para mí Cázame si puedes es una de las novelas más divertidas de cuantas componen la saga de los Chicago Stars. Sé que no goza de tanta popularidad como otras, ni siquiera es considerada una de las mejores -al menos es la sensación que tengo- pero me divierte muchísimo y creo que cuenta una bonita y peculiar historia de amor.

Me ha gustado la pareja que forman Annabelle y Heath desde que se produce el primer encuentro. Sí, ya sé que Heath no parece de entrada un hombre considerado. Al contrario es bastante déspota con Annabelle. Pero al ser ella tan ocurrente e ingeniosa -con algunas escenas me he destornillado de risa- forman una pareja peculiar que, evidentemente, choca a cada instante. Y tengo debilidad por ese tipo de parejas. Ésas que parecen incompatibles, de las que piensas que uno de ellos es, como Heath, pelín insoportable.
Pero como en todas las novelas de SEP, hay que descubrir que se esconde bajo la superficie del representante deportivo más implacable y eficiente de la ciudad.

Me ha resultado muy gracioso que durante casi toda la novela Annabelle se refiere a él como “igualito a sus hermanos” y, aun así, no pueda evitar sentirse atraída por él. Annabelle procede de una familia de triunfadores que no comprende ni su excéntrico trabajo ni aprueba a los hombres con que suele salir, como su último novio.

El que los amigos de Annabelle sean, casualmente, las mujeres de los jugadores de los Chicago Stars, entre otras, propicia que personajes como Dan y Phoebe Calebow o Molly y Kevin Tucker estén muy presentes, así como los niños que, como es habitual, protagonizan escenas hilarantes.

También tengo que mencionar a Portia Powers y Bodie, el amigo de Heath que hace las veces de guardaespaldas, chófer y todo lo que se tercie. Juntos protagonizan una historia, en mi opinión, muy bonita. Me he reído con ellos pero también me he emocionado en algunos momentos.

Creo que Cázame si puedes es una novela desenfadada, divertida, tierna y peculiar, como lo son las de esta escritora.
He disfrutado mucho leyéndola porque, por un lado, no he podido dejar de reír con las peripecias que viven sus protagonistas y por otro, me ha emocionado y enternecido con otros momentos que comparten. Me gusta Annabelle porque es leal, valiente y tan ocurrente que no puedes dejar de leer. Me gusta Heath a pesar de que, como digo antes, de entrada pueda resultar antipático. Pero esa es parte de la magia de la historia.
La presencia de personajes como Molly, Kevin y la pequeña Pippi, o Phoebe, rodean la historia de un aura de familiaridad y de reencuentro con viejos conocidos. Y antes de acabar tengo que confesar que con las escenas de los jubilados que acuden a la agencia de Annabelle me he reído y mucho.
En fin, que para mí Cázame si puedes es otra gran y estupenda novela de Susan Elizabeth Phillips.

Escándalo en la noche - Teresa Medeiros

martes, 17 de julio de 2012


Título original: One night of scandal
2º Hermanas Farleigh
Autora: Teresa Medeiros
Romántica histórica
Titania 2005





Carlotta Fairleigh posee un alma inquieta y aventurera que, a menudo, la lleva a encontrarse en situaciones inverosímiles, tal como le sucede el día de su presentación en sociedad. La curiosidad que su vecino, el misterioso Hayden St. Clair -apodado por la sociedad londinense como el Marqués Asesino- suscita en ella acaba costándole muy caro cuando, después de deslizarse por la ventana de su dormitorio y entrar a hurtadillas en la casa vecina, acaba siendo descubierta en una situación comprometida. Ante sus ojos ve pasar su vida, el futuro nada halagüeño que le aguarda y la vergüenza y deshonra en que sus actos colocarán a su familia.
Para evitar que todo termine en un duelo y la consiguiente muerte de Sterling -su cuñado- o del propio Hayden, Lottie le pide al Marqués Asesino que se case con ella. Aunque en principio éste se niega, finalmente accede y, tras celebrarse el matrimonio, viajan a las lejanas tierras que el marqués posee en Cornualles donde da inicio la vida en común de los recién casados.

Lottie siempre ha soñado con ser una escritora tan afamada como Mary Shelley, a la que admira profundamente, no sólo por sus novelas sino por su carácter intrépido y un tanto escandaloso. Desde su llegada a Cornualles, poco tarda en percatarse que su vida no tiene nada que envidiar a la de la heroína de las novelas góticas que lee y escribe porque, sin duda, Cornualles es el marco perfecto para escribirlas.
Cada noche la mansión se ve rodeada de sucesos misteriosos y sin aparente explicación, salvo que el fantasma de la difunta marquesa -a la que las malas lenguas dicen que Hayden asesinó- vaga por los pasillos mortificando a su asesino y al personal al servicio del marqués.

El matrimonio no resulta ser tal como Lottie esperaba. Hayden, lejos está de ser un marido atento y abnegado -mucho menos enamorado- en realidad apenas le presta atención. Al margen de los hechos inexplicables que acontecen durante las noches, la joven debe lidiar con la hija de diez años de su marido, una niña desaliñada e irrespetuosa que parece empecinada en hacerle la vida imposible a su nueva madrastra.

Para Hayden la felicidad hace mucho que desapareció de su vida. Tras la muerte de su mujer y uno de sus más cercanos amigos, al que él mismo mató en un duelo, la vida no ha sido otra cosa que gris y solitaria. Ni siquiera en su hija ha hallado el consuelo y la fuerza para rehacer su vida.
Cuando se casa con Lottie, lo hace más por protegerla de una funesta reputación y por encontrar a alguien que educe a su hija, que por amor. No obstante, se siente muy atraído por el carácter intrépido, alocado e irreverente de su joven esposa. Aunque la ve casi una niña, en cuanto convive con ella, se percata que es una mujer, la única que puede devolverlo a la vida y ayudarle a dejar atrás los fantasmas de su pasado.

Escándalo en la noche es la segunda de las novelas que componen la saga de las hermanas Fairleigh de la autora Teresa Medeiros, cuya manera de narrar me parece dulce y casi mágica. Con un aire a cuento de hadas, nos describe una historia de amor a medio camino entre el cuento de terror y el encanto histórico de las tierras de Cornualles.
Aunque lo pareciera a primera vista, la novela no es paranormal, sino simplemente una novela histórica que juega con elementos mágicos como la existencia o no de un fantasma rondando la mansión de Hayden St. Clair.

Para mí uno de los puntos fuertes de la novela son sus protagonistas. Lottie es una joven un tanto atípica, aventurera, intrépida y alocada, propensa a meterse en líos y a verse en situaciones incómodas y cuya desbordante imaginación e ingenio dan pie a malos entendidos y escenas alocadas y divertidas.

El inicio de la novela es un tanto tópico, pues ante las frecuentes y aterradoras habladurías en torno al marqués asesino, Lottie cae víctima de su propia curiosidad y acaba casándose con éste.Pero a pesar de lo usual que es este tipo de situaciones en las novelas románticas, la historia me parece atractiva, tierna y conmovedora.
Aunque como digo antes hay situaciones y características que se repiten a menudo, el resultado es, desde mi punto de vista, francamente bueno.

Si Lottie es un alma aventura, Hayden lo es atormentado. Es un hombre que vive anclado en el pasado y se niega a sí mismo la esperanza en un futuro. No cree en el amor, lo evita. Pero entonces conoce a Lottie y... todo cambia porque a su pesar el amor vuelve a su vida.

Escándalo en la noche es una novela que cuenta una bonita historia de amor, sencilla, bien narrada y ambientada, con pinceladas de humor, pasión, terror y dulzura. Además de la pareja protagonista, tengo que destacar el personaje de Allegra, la hija de Hayden, una niña un tanto arisca pero necesitada de cariño, a Harriet, la mejor amiga de Lottie, una muchacha torpe y desmañada propensa a meterse en líos, a Agatha Terwilliger, antigua institutriz de Lottie y Harriet, cuyo terrorífico carácter da pie a escenas divertidas y que, junto al resto de personajes secundarios, aderezan esta sencilla pero dulce historia de amor.

Tal vez esta novela no pase a ser una de ésas que trasciendan por su dramatismo o escenas sensuales, pero a mí me ha parecido una historia muy bien narrada que cuenta con los suficientes atractivos y puntos fuertes como para ganarse un hueco en el corazón de las lectoras.
Escándalo en la noche de Teresa Medeiros puede que no sea escandalosa pero sí es, desde mi punto de vista, entrañable y te deja con una sonrisa en los labios. Para mí, atributos con los que siempre me ganan como lectora.

Inmune a sus encantos - Susan Mallery

domingo, 15 de julio de 2012

Título original: Sizzling
3º Buchanan
Autora: Susan Mallery
Romántica contemporánea
Harlequín




Si durante años los hermanos Buchanan se han quejado de que la abuela Gloria les desorganizara la vida, más lo hace tras sufrir un infarto y romperse la cadera. Pues, obligada a guardar reposo y realizar rehabilitación, la anciana, que siempre ha sido el dragón de los hermanos, necesita que se la atienda. De modo que queda en manos de cuatro nietos que siempre han procurado evitarla.

A pesar de haberse negado con anterioridad, Walker se hace cargo de la dirección del restaurante, a la vez que prepara su boda con Elissa, mientras Reid se encarga de acondicionar la casa para la nueva situación de la anciana y contratar al personal que la atenderá, entre él a tres enfermeras.
Y mientras dos de ellas son claramente su tipo, con pechos grandes, desinhibidas y seductoras, la tercera es una enfermera muy cualificada pero de apariencia mucho más discreta. Desde que la entrevistó para ocupar el puesto, Reid notó que Lori Johnston sentía una profunda animadversión por él. Tal vez por ello disfruta tanto incordiándola.

Cuando un malicioso artículo, escrito por una periodista vengativa, lo convierte en noticia, así como en objeto de burla por sus, al parecer, nulas habilidades entre las sábanas, Reid decide abandonar su casa-barco y ocultarse en la casa de la abuela Buchanan una temporada. Por un lado eso implica estar mucho más cerca de la arisca Lori, por otro hace examen de conciencia sobre el tipo de vida que ha llevado durante años, sobre todo el último, cuando por un accidente tuvo que abandonar el béisbol.

Lori Johnston es enfermera por vocación. A pesar de que todo el mundo habla con muy poco cariño de la señora Buchanan, ella está convencida que no puede ser tan terrible y, al contrario, culpa a los nietos de no preocuparse por la abuela. Pero de entre los tres hermanos -Dani no ha vuelto a la casa tras la discusión con la anciana- Reid es el peor. Es un mujeriego que se cree un regalo para las mujeres. Al conocer a las otras dos enfermeras se acrecenta su inseguridad en ella misma. Lori creció a la sombra de su hermana Melanie, bella y cariñosa, a la que todos quieren. Así que está habituada a no destacar ni a sacar partido de su atractivo, como la insidiosa señora Buchanan le señala con su habitual descaro.

Pero a pesar de que no parecen llevarse muy bien y a pesar que, como ni uno ni otro dejan de repetirse, ella no es su tipo, el trato diario y la casi convivencia bajo el mismo techo evidencia que hay química entre Reid Buchanan, el ex-jugador y estrella deportiva, y la sencilla enfermera Lori Johnston. ¿O hay algo más?

Uno de los grandes aciertos que encuentro en la saga Buchanan es que las diferentes novelas que la componen casi se solapan. De modo que cuando en Besos irresistibles la abuela sufrió el infarto y rompió la cadera se puso en acción la historia de Inmune a sus encantos. Ya entonces fuimos testigo de que Lori y Reid no se llevaban muy bien, pero aún así el ex-jugador la contrató.
En esta nueva entrega, la tercera de los hermanos Buchanan, la autora nos cuenta la historia de esta pareja a primera vista tan poco compatible.

Lo cierto es que Inmune a sus encantos tiene un poco del cuento del patito feo y otro poco al de la Cenicienta. Lori es una joven que, en principio, no parece muy atractiva, principalmente porque ella no se ve así y no saca partido de ello. Su única prioridad es su trabajo y cuidar de su hermana Melanie, gravemente enferma.
Pero al comenzar a trabajar en casa de los Buchanan, trabajo que acepta porque necesita el dinero, ya que Reid le cae francamente mal, otros intereses ocupan su mente. Entre ellos el vanidoso Reid Buchanan.

Durante años Reid ha llevado una vida disipada. Era una estrella del deporte y ha disfrutado de las ventajas que le daba: la fama, el dinero y las mujeres. Tras retirarse finge trabajar en el bar deportivo de los Buchanan, pero en realidad no se siente realizado. No es hasta que aparece ese artículo en la prensa y su imagen de héroe a ensuciarse que se replantea muchas cosas. Entre ellas qué le pasa con esa sabelotodo de Lori Johnston.

Por un lado Inmune a sus encantos es, desde mi punto de vista, una historia divertida y seductora que, como digo antes, tiene un aire al patito feo. Con unos protagonistas muy diferentes, apuesto y mujeriego uno, inhibida e insegura la otra, nos presenta las diferentes fases por las que su historia va avanzando.
Por otro lado, como es habitual y de esperar, nos sigue manteniendo al día de la vida del resto de hermanos Buchanan, preparándose ya el terreno para la cuarta y última historia, la de Dani. Además también nos reserva grandes sorpresas por parte de la abuela Gloria que comienza a dejar ver otras facetas....

En líneas generales me he divertido mucho con Inmune a sus encantos, aunque también hay lugar para emociones más profundas e incluso para la tristeza, ya que la temática que rodea a Melanie y su enfermedad no propicia otra cosa. Pero ésa es una de las cualidades que he encontrado en esta autora, ese toque realista que confiere a sus historias en mitad de ese halo fantasioso, casi como a cuento de hadas. Pero lo cierto es que sí me ha quedado algo triste a pesar de las sonrisas anteriores.
Con todo, Inmune a sus encantos me ha parecido una bonita historia, dulce, sensual, con un deje triste por alguna de las historias secundarias, pero que en conjunto dan lugar a un libro cercano, romántico y no exento de realismo.

Besos irresistibles - Susan Mallery

Título original: Irresistible
2º Buchanan
Autora: Susan Mallery
Romántica contemporánea
Harlequín



Elissa es madre de una niña de cinco años, Zoe. Nunca ha podido contar con el padre de la niña y, sola y sin apoyo, está acostumbrada a salir adelante. Se escapó de casa a los diecisiete años y desde entonces ha lidiado como ha podido con los problemas que se le han presentado. Lo cierto es que los mayores problemas los ha encontrado a causa de los hombres, el último es el padre de su hija; así que ha decidido que hasta que Zoe no cumpla dieciocho años no volverá a tener relaciones con ninguno. Pero su solitario y taciturno vecino, Walker Buchanan, pone a prueba ese “juramento” desde el momento que, en un gesto desinteresado, se detiene a ayudarla a reparar un pinchazo.

De los hermanos Buchanan, Walker es el más solitario y taciturno. Todos lo achacan a su pasado como marine. Recién ha abandonado el cuerpo de las Fuerzas especiales y está reintegrándose a la vida civil. Aún no sabe qué hará con su vida, pero tiene claras dos cosas: no quiere trabajar en el negocio familiar, la cadena de cafeterías y restaurantes, ni iniciar una relación con ninguna mujer. De momento solo tiene un cometido que cumplir: encontrar a una joven llamada Ashley que significaba algo especial para un compañero marine fallecido, Ben, y entregarle una carta suya.

Cuando Walker se instala en un humilde vecindario, alejado de su familia, mientras reorganiza su vida y su cabeza, conoce a Elissa y a Zoe. Y sin poder evitarlo, y aunque ambos juran que no quieren implicarse emocionalmente, enseguida algo nace entre ellos. En comienzo son nada más que vecinos que con el paso de los días, pasan a ser algo más. Y cuando entran en juego los besos, decididamente, hay algo más aún.

A pesar de tratarse de una novela corta, Besos irresistibles nos cuenta no solo la historia de Walker y Elissa, sino que, de fondo, nos adentra en las vidas del resto de miembros de la familia Buchanan. Por un lado Cal y Penny han vuelto a casarse y esperan el nacimiento del bebé, por otro Dani está tramitando su divorcio. Eso, sumada a la dolorosa revelación sobre su vida, la sume en un momento de cambios y dudas. Reid, que se ha retirado como jugador profesional de béisbol, dirige en bar deportivo de la familia. Y Walker... ha abandonado el ejército, se ha instalado en Seattle y ha conocido a Elissa.

Me ha sorprendido, aunque es algo que ya he apreciado en otras historias que he leído de Susan Mallery, como la autora logra transmitir y contar varias subtramas en no demasiadas páginas. Además no tengo la sensación de que las diferentes historias estén apenas esbozadas, sino perfectamente integradas. Es más se complementan de maravilla y, al final, me han inundado infinidad de emociones mientras las leía.

Pero centrándonos en la principal, la de Walker y Elissa, debo confesar que me ha parecido preciosa. Y, sin duda, va a ser una de mis preferidas de cuantas componen esta saga.

Nos encontramos ante una mujer que desde muy joven ha estado sola. Huyó de casa para escaparse con su primer novio a California. Poco tardó en descubrir cómo era el joven realmente, pero avergonzada no volvió a casa y continuó viviendo durante varios años más allí hasta que se quedó embarazada y decidió regresar a Seattle. Sin embargo, lleva cinco años en la ciudad y no ha reunido el valor de acercarse a sus padres.
Con su “brillante” currículo en lo que a hombres se refiere, Elissa está escarmentada. Nno confía en nadie sino en sí misma. Para ella Zoe es su mundo y su vida. No hay lugar en ellos para un hombre. Pero Walker irrumpe sin pretenderlo en su vida y la pone de pies a cabeza. Silencioso y protector, comienza a convertirse en alguien que siempre está ahí cuando lo necesita, alguien que despierta una parte de sí misma que creía dormida y que le recuerda que es una mujer.

Por otro lado nos encontramos con un hombre que a causa de su trabajo como marine ha presenciado y convivido con la muerte y la violencia durante casi quince años. Se siente vacío y, más allá de todo eso, es un hombre atormentado por la culpa. No cree poder amar a una mujer. Pero junto a Elissa y también la dulce Zoe, algo dentro de él vuelve a la vida.

Lo cierto es que la historia que cuenta Besos irresistibles es sencilla y no nos descubre algo que no hallamos leído antes. Puede ser, lo admito. Sin embargo, me gusta el aura dulce y frágil, divertida y seria a la vez, con que Susan Mallery rodea sus historias. Empecé a leerlas un poco por curiosidad, no porque los argumentos en sí me parecieran reveladores, pero al hacerlo he descubierto a una autora que me ha conquistado por ese toque especial con que las caracteriza.
Dulce, sencilla, pausada nos adentra en las vidas y el entorno de los protagonistas de sus libros, así como del plantel de secundarios que son parte integrante y primordial para completar una historia humana y llena de tonalidades.

Además, y es algo que a mí me gana como lectora en muchas ocasiones, cuenta no solo la historia de amor de Elissa y Walker, sino que nos descubre la vida interior de ambos: sus pasados, sus errores y fracasos, sus miedos... y la esperanza y el valor con el que, juntos, pueden volver a empezar.
Me ha gustado conocer no solo más sobre el resto de hermanos Buchanan, cuyas interacciones te hacen sentir parte de esa familia, sino de la familia de Elissa. Algo que en principio, cuando comencé a leer el libro, pensé que no era muy relevante, pero gracias a ello conocemos un lado más íntimo y vulnerable de Elissa.

En fin, que Besos irresistibles no será la gran novela, ni la historia de Walker y Elissa la más emotiva y romántica de cuantas haya leído, es cortita y sumamente sencilla, pero es una de las que más me han gustado de Susan Mallery. En mi opinión es una romántica y bonita historia que nos habla de dos almas heridas que, poco a poco, sanan y descubren el amor, por supuesto, cuando se encuentran.

Sin nombre - Suzanne Brockmann

lunes, 2 de julio de 2012

Título original: Identity: unknown
8º Altos, oscuros y peligrosos
Autora: Suzanne Brockmann
Género: Romántica contemporánea
Top novel (junio 2012)




Mitchell Shaw despierta en un centro de acogida para indigentes, no recuerda quién es ni cómo ha llegado hasta allí. Salvo una herida de bala en la cabeza, una pistola y una fuerte cantidad de dinero, que esconde en una de sus botas, nada le ata al pasado. A un pasado que no recuerda. Tampoco encuentra nada en sus posesiones que le ayude a recordar o descubrir su identidad. Sólo un pedazo de papel donde hay garabateado un nombre, Rebecca Keyes, y la dirección de un rancho en Santa Fe. Así, con ninguna otra pista que seguir, viaja hasta Santa Fe pensando que tal vez allí encuentre las respuestas a sus preguntas.

Nada más llegar al rancho conoce a Rebecca, la persona que dirige el rancho y que afirma que le envió un fax. Le da un nombre Casey Parker. Rebecca cree que Mitch es Casey Parker, un hombre al que contrató poco tiempo atrás y cuya llegada esperan. De hecho lleva un retraso de varios días. Mitch no siente como suyo ese nombre pero de algún modo le resulta familiar, así que tal vez sí lo sea. En cualquier caso comienza a trabajar en el rancho y pronto se cerciora que no conoce ni está habituado a ese entorno. En cambio pesadillas y recuerdos de muerte y de él mismo empuñando un arma y disparándola a bocajarro le hacen suponer que es un asesino, un criminal, lo que le hace temer por Rebecca. La mera posibilidad de que resulte herida por su causa le hiela la sangre.

Rebecca adora los caballos y la vida en un rancho. En realidad su sueño es tener el suyo propio pero no tiene recursos, así que se conforma con trabajar en el rancho de otros. Le resulta evidente que Casey, el nuevo empleado, no ha trabajado antes en uno o que tiene poca experiencia, pero tiene voluntad y fuerza... y le atrae como hace mucho no se siente atraída por nadie. Tal vez no sea muy ético, después de todo es su empleado, pero Becca trata de acercarse a él y descubrir el misterio que lo rodea. No busca el amor ni entra en sus planes pero... es lo que encuentra.

A pesar de sus recelos y de lo incierta que es su vida, Mitch comprende que tal vez no recuerde ni posea un pasado, pero junto a Becca, tal vez, puede encontrar un futuro...

En esta nueva entrega de la saga Altos, oscuros y peligrosos, protagonizada por Mitch Shaw y Rebecca Keyes, Suzanne Brockmann nos adentra en una historia de peligros y secretos donde el enemigo más letal se esconde en uno mismo. Al menos así lo siente Mitch, ante el vacío en su mente, ante los terribles sueños que lo convierten en un asesino a sangre fría. A pesar de que siente que junto a Rebecca puede iniciar una vida nueva, los remordimientos y la culpa le impiden rendirse. Y, ante todo, sabe que sólo recordando se aclararán las dudas que lo sumen en ese pozo negro.

Aunque tardé un poco en animarme a leer las sagas de Suzanne Brockmann, se han convertido en unas novelas que siempre me reportan una buena lectura, emoción, intriga, acción y amor. Una de las cosas que más me gustan de esta saga en concreto es que a pesar de estar formada por un número elevado de libros, ninguno es igual a otro. Nunca me quedo con la sensación de volver a leer la misma historia. Cada personaje es único, diferente y así es su libro.

Ya en novelas anteriores, sobre todo Desafiando las normas, me había llamado la atención el personaje de Mitch Shaw, el Navy SEAL con entrenamiento médico, el hombre que no quiere compromisos con ninguna mujer, pues su trabajo no se lo permite, pero tampoco él mismo por un pasado que no es hasta esta novela que conocemos.

Para mí uno de los puntos fuertes de la historia es la amnesia que padece, pues a causa de ella y de las pesadillas que sufre, imagina que su pasado es oscuro y que es un asesino o un criminal.

Lógicamente nosotras, las lectoras, sabemos que no es así, puesto que lo conocemos de anteriores libros pero aún así no podemos comprender sus sueños ni discernir qué es real y que no. Pues Mitch Shaw es un hombre misterioso, incluso para sus propios compañeros. En torno a él han nacido leyendas e historias que nadie sabe si son ciertas o no, pero eso, unida a su desaparición levanta sospechas entre algunos de los miembros del escuadrón.

Creo que de mis palabras se desprende que me ha gustado mucho esta historia. Sin llegar a convertirse en una de mis favoritas de la saga -hay otras que ocupan ese lugar- es una de las que me parecen mejores. La trama está llena de intrigas que te sumergen en la incertidumbre, tanto que una parte de ti -al menos en mi caso- me hace dudar de Mitch.

En cuanto a la historia de amor que, sin duda es la que más nos interesa, me ha parecido muy bonita, entrañable incluso y muy romántica. Especialmente por lo que hace a Rebecca que se enamora de un hombre que no conoce, pero que ni siquiera él se conoce y por lo que hace a Mitch que, aun imaginándose un asesino, se convierte en héroe y protector de quienes le rodean.

También tengo que destacar el papel que juegan el resto de miembros del escuadrón que, junto a Mitch, participan en la misión encomendada por el Almirante Jake Robinson, quienes tratan de cumplir con ésta en ausencia de Mitch. Pero, en realidad, lo necesitan, lo que les obliga a encontrarlo. Entre los propios compañeros no hay unanimidad de opiniones pero la esencia que caracteriza a este grupo de Navy SEAL, la lealtad y camaradería se palpa página a página.

Sin nombre es para mí otra buena novela de las que forman la saga Altos, oscuros y peligrosos. Una historia que nos desvela nuevas facetas del serio Mitch Shaw, su pasado y como el amor lo transforma. Otra de las razones por las que diría que la novela es diferente al resto de historias es que, además de por la amnesia del protagonista que le hace dejar de lado su trabajo, gran parte de la historia transcurre en el rancho, lo que crea un marco que, al menos a mí, me gusta y se aleja de las misiones que caracterizan otras novelas. Como digo, creo que es una buena novela, romántica, llena de suspense y, cómo no, con una pequeña dosis de acción...