Desarmado por un baile - Joanna Bourne

domingo, 22 de junio de 2014

Título original: The Spymaster's Lady
2º Spymasters series
Autora: Joanna Bourne
Género: Romántica histórica
Editorial: Valery
Fecha de publicación: 2009






Año 1802. Tratado de paz de Amiens entre Francia e Inglaterra.
Annique Villiers, una espía francesa, es apresada y retenida en una prisión francesa. Cuando comienza la novela está a punto de ser torturada y asesinada para extraerle el paradero de los documentos del plan de Albion: los planes secretos de Napoleón para invadir Inglaterra.

En la misma celda se encuentra Robert Grey, el jefe de los espías ingleses, y su compañero, el joven Adrian, que ha sido herido en el cumplimiento de una misión, mientras tratan de extraerla la información a la joven. Ante la mención del plan Albion -que también los ingleses también tratan de conseguir- y percatándose que la joven puede conducirlo a él, Grey le propone un pacto para huir juntos. Lo que no le confiesa es que, como ella, es un espía pero en el bando contrario.

Annique y Grey huyen juntos de la prisión y emprenden una huida a través de la campiña francesa. Pero la alianza que han forjado es frágil, fácil de romper y poco tardan hacerlo. Annique huye de Grey quien no duda en perseguirla, como el avezado espía que es, hasta dar ella para lograr cumplir con su misión.
Sin embargo, no sólo deben lidiar el uno contra el ingenio del otro, sino con el villano Leblanc y las autoridades francesas que les pisan los talones. Mientras, ante la incertidumbre de dónde se hallan los documentos del plan Albion, el destino de Francia e Inglaterra pende de un hilo.

Es en este entramado de espionaje, traiciones y pactos donde nace la historia de amor de un hombre y una mujer que son espías en bandos contrario. Parecen destinados a odiarse y recelar del otro, pero, tal vez, también a enamorarse.

Cuando se publicó esta novela, Desarmado por un baile, allá por el 2009, tengo que confesar que no me llamó demasiado la atención. Principalmente, y aunque suene frívolo, por el título, y, también, porque creo no fue una novela muy popular. Sin embargo, años más tarde me animé a leerla ante algunas recomendaciones muy encarecidas. Así que ante la dificultad de encontrarla en español y, también, confieso que desalentada por comentarios respecto a la traducción, me animé a leerla en inglés y lo cierto es que la historia me ha parecido maravillosa.

Después de muchos años leyendo novela romántica y la innumerable cantidad de novelas, de todo tipo, que se publican, tal vez las novelas de espías han quedado relegadas a la etiqueta de trilladas o poco novedosas. A mí hay algunas autoras como Mary Jo Putney y su saga de Los Ángeles Caídos, donde algunos libros tratan son este tema, que me fascinan. Más recientemente ha llamado mi atención Katherine Ashe y su saga del club Falcon. Pero desde ahora, tengo que añadir, en un lugar destacado, y con letras en mayúsculas la saga de Joanna Bourne.

Porque se trata, en mi humilde opinión, de una narradora habilidosa que te hipnotiza con su narrativa y te seduce con una trama pulcramente hilada de espías, maravillosamente ambientada y con una apasionante historia de amor.

La de Annique Villiers y Robert Grey creo que es una historia original, más compleja de lo que a primera vista parece. Los personajes, tanto los protagonistas como algunos secundarios, muestran o dejan entrever facetas de sus caracteres con muchos matices que van conduciendo la trama por senderos inesperados. Los secretos que van desvelándose, habilidosamente, así como las subtramas, magistralmente hilvanadas que acontecen, son algunos de los puntos fuertes que se suman a una pareja protagonista cautivadora.

Annique Villiers y Robert Grey.

Hija de espías y criada por un espía, con apenas diecinueve años, Annique Villiers, a la que apodan Joven Zorro, es una escurridiza espía que se enfrentado a todo tipo de peligros. No sólo ha robado e interceptado mensajes a los más influyentes jefes de estado, sino que gracias a su prodigiosa memoria y don para adoptar múltiples identidades, puede pasar desde una experimentada cortesana a una dama británica o un muchacho gitano.

Robert Grey es el jefe de los espías británicos. Frío y pragmático, no se rige nunca por el corazón, sino por el raciocinio. Se encuentra en Francia con la misión de capturar a Joven Zorro y llevarlo a Inglaterra para que revele el plan Albion que acabaría con el tratado de paz entre ambos países. Mientras está prisionero en la prisión francesa, oye como el villano Leblanc planea torturar y asesinar a una joven francesa para que confiese el paradero del plan de Albion. Grey aguardaba su propia muerte en esa sucia celda, junto al joven Adrian, pero como el espía curtido que es, actúa rápida y letalmente. Poco podía imaginar que el Joven Zorro fuese esa exuberante jovencita que no está dispuesta a entregar los documentos ni aunque le cueste la vida.

El curso que siguen los acontecimientos supondría desvelar o insinuar secretos vitales para la novela, por lo que no puedo entrar en detalles. Pero sí puedo decir que Annique carga sobre sus hombros con el destino de las vidas de muchas personas, una carga demasiado pesada para ella.
Annique me parece un personaje fascinante, una espía tan habilidosa como el más curtido de los hombres, pese a su juventud, alejada de la típica jovencita inocente que, tal vez, cabría esperar en una novela de estas características. A medida que avanza la trama, los acontecimientos se suceden y secretos ocultos durante largo tiempo ven la luz. Vislumbramos otras facetas de Annique, de su pasado, su crianza e incluso de sus padres. Se trata, pues, de un personaje y de una historia más profunda y compleja de lo que a priori parece. Cada una faceta que se desvela nos muestra un lado más vulnerable y discordante con el de la avezada espía.

En cuanto al protagonista masculino, poco a poco, bajo la apuesta apariencia de Robert Grey y de ese carácter racional y manipulador que muestra en alguna ocasión, se desvela el prototipo de héroe romántico. Al principio se nos muestra como un espía frío, que no se conmueve ante nada ni nadie. No en vano ha logrado convertirse en el jefe de los espías ingleses. Es capaz de revertir una situación adversa en su beneficio y utilizar las armas a su alcance para lograr sus propósitos. Annique le desconcierta pero a la vez le atrae, desde que en la prisión francesa la vio bailar sensualmente tratando de seducir y embaucar a sus captores. No se engaña, ni siquiera cuando descubre el secreto que la joven ha logrado ocultar durante meses y que en manos de sus enemigos la pondría en peligro. Pero bajo esa apariencia un tanto gélida se esconde un hombre con muchos matices. Leer esa transformación es indescriptible.

La historia de amor de Annique y Robert es preciosa, apasionante y misteriosa. Destila inteligencia, ingenio y seducción en cada encuentro y desencuentro. Características que, tal vez, la traducción del título en español, en mi humildísima opinión, no deje entrever.
Además la novela cuanta con un plantel de secundarios muy interesante. Empezando por el jovencísimo Adrian, envuelto en un halo misterioso que me ha dejado con ganas de conocer su historia, así como la de William y Maggie Doyle.

Así, en mi opinión Desarmado por un baile es una apasionante, conmovedora y cautivadora historia de amor, donde nada es lo que parece, donde los protagonistas te sorprenden a cada paso y donde el trasfondo histórico está pulcramente esbozado, de manera que te sientes en esa campiña francesa primero y en Inglatera después, rodeada de una red de espías y traiciones que te hace desconfiar hasta de tu propia sombra.
Me parece una pena que esta novela haya quedado un poco olvidada con los años, pues bajo una portada, tal vez no lo suficiente atractiva, y un título que a mí, personalmente, no me gusta nada, se esconde una maravillosa y original historia de amor y espías.

2 comentarios:

  1. No debo menos que darte las gracias por hacerme descubrir esta novela. Al verla imagen en tu entrada y su título, lo cierto es que no me resultó una lectura atrayente. Sin embargo, al ir avanzando en tu reseña, la cosa ha cambiado. Es curioso cómo a veces estamos a punto de dejar escapar lecturas maravillosas, por no detenernos un instante a profundizar más en su contenido, ¿verdad? Me la llevo anotada, gracias !
    Besos !

    ResponderEliminar
  2. ¡Buenos días Vanedis! Has descrito exactamente lo que me ha sucedido con esta novela. Es una pena porque a veces, seguramente, dejamos pasar novelas preciosas por una portada, un título o una mala traducción Pero es así.
    A ver qué tal está el resto de la saga. Me he quedado intrigadísima.
    Un beso muy gordo

    ResponderEliminar

Tus comentarios enriquecen este blog. ¡Muchas gracias!