Colinas negras - Nora Roberts

domingo, 14 de febrero de 2016

Black Hills
Nora Roberts
Suspense romántico/Romántica contemporáneas
Plaza & Janés
2010




Pasar un verano en el rancho de sus abuelos en Dakota del Sur no es lo que a Cooper Sullivan, de once años, le parecía el mejor plan. Pero las cosas cambiaron y se tornaron más llevaderas cuando conoció a su vecina, Lil Chance, y su jaula de bateo casera, e incluso un paseo a caballo no le pareció tan desagradable como Coop pensaba. Y así, cada año que pasaba, con cada visita veraniega de Coop, la amistad entre ambos se fue transformando, y de los inocentes juegos pasaron a los besos robados... hasta el momento en que tuvieron que compartir una terrible experiencia que los persiguió para siempre: el descubrimiento del cadáver de un excursionista.

Ahora, han pasado doce años. Años en los que Lil ha luchado por cumplir sus sueños de convertirse en bióloga y proteger su tierra, mientras que Coop ha lidiado con las demandas de su padre de ir a la Facultad de Derecho y unirse al despacho familiar. Y el destino ha vuelto a unirlos y traerlos a las Black Hills donde la gente y cosas que les son más cercanos, más los necesitan en estos momentos.

Como detective de Nueva York, Coop ha dejado recientemente su estresante vida para cuidar de sus ancianos abuelos y el rancho al que llegó a llamar hogar. Por su parte, Lil, con el recuerdo de las caricias de su antiguo amigo aún en mente, no ha cejado en su empeño de abrir un refugio de fauna salvaje, pero alguien... o algo... ha estado observándola muy de cerca. Y cuando pequeñas travesuras pasan a actos vandálicos y terminan con la muerte de un puma del refugio de Lil, los recuerdos de un asesinato sin resolver hacen que Coop empiece a tomar cartas en el asunto para mantener a salvo a Lil.

Tanto Lil como Coop conocen perfectamente los peligros que encierran las montañas de Black Hills, pero ahora deberán trabajar codo con codo para desenmascarar a un asesino con retorcidos instintos que los ha marcado como su siguiente presa.

Si no has leído antes una novela de Nora Roberts, Colinas negras te sumerge en una intriga apasionante, a la vez que narra una historia de amor que atrapa desde el primer encuentro de sus protagonistas. Capítulo tras capítulo, a medida que transcurren los años, somos testigos de como los niños que se odiaron a primera vista han ido congeniando y como la inocente amistad entre ellos se convierte en atracción y amor, una vez llegada la adolescencia. Creo, con toda honestidad, que Colinas negras es una buena novela. Pero tengo que ponerle un pero. Ése es que si, como es mi caso, has leído otras muchas novelas de Nora Roberts con temática similar, la trama no logra atraparte ni sorprenderte, ni emocionarme ni empatizar con sus protagonistas de igual manera. Pues hallas similitudes con personajes y tramas de otras novelas.

Lil me ha recordado un poco a Meg, la protagonista de Aurora boreal, novela que por cierto me encantó y sigo considerando una de mis preferidas de Nora Roberts, aun cuando no me parece de las más romántica. Tanto Lil como Meg -al menos la Lil adulta- muestran a menudo una imagen fría de cara al mundo exterior; la coraza que han construido para guarecerse las hacen un tanto inaccesibles. En el caso de Lil, al haberla conocido desde la infancia, como una niña que jugaba al béisbol y montaba a caballo mejor que Coop, hemos podido vislumbrar un lado más vulnerable. Sobre todo al conocer como comenzó y acabó la relación romántica cuando tenía dieciocho años.

Coop es un protagonista que a diferencia de otros protagonistas de Roberts está buscando su sitio. De entrada no muestra la seguridad pasmosa tan habitual de los héroes de Roberts. Su primera estancia en la granja de sus abuelos comenzó como una condena pero, poco a poco, fue considerándola su hogar. Y entre la humilde y sencilla gente de Black Hills ha construir una familia de verdad. 
Como el protagonista de Aurora boreal, Nate, Coop es un hombre de ciudad -un niño en este caso, al menos al principio- que al conocer la vida en un entorno más cercano y en contacto con la naturaleza, huyendo de un pasado que quiere olvidar,  construye una nueva, pero las heridas que esconde no han cicatrizado del todo.

Por ello, como comento antes, Colinas negras tiene algo que hace que la historia tenga ese regusto a novela ya leída. Sin embargo, pese a ello,  no puedo considerarla una mala novela. Si la hubiera leído antes seguro que me habría sorprendido más y atrapado con una historia novedosa y el romance a lo largo de los años de Coop y Lil.
Si bien eso ha hecho que mi valoración baje un poco, tiene otros puntos que me han conquistado y por las que la considero una novela que atrapa.

Las raíces indias de Lil, que a la fin adquiere relevancia en algún punto de la trama, es un rasgo que me ha cautivado pues me apasiona la historia de los indios americanos. Y tanto si se trata de novelas históricas como contemporáneas, cuando se describe esta raza y cultura, sus costumbres y la historia que aconteció, me quedo absorta en la lectura. 
Por otra parte el amor a los animales y la protección de estos es una pieza angular sobre la que recae el peso de la novela y que, sobre todo en el caso de Lil, marca a los protagonistas, pues es un rasgo de su carácter, forma de vida e impulsa la elección de muchas decisiones que toman. Este rasgo también me ha fascinado, pues los animales se convierten en personajes importantes de la trama.

Me ha gustado que Nora Roberts nos permita conocer a Lil y Coop desde que eran unos niños hasta que son adultos, y nos cuenta, sin flashback, su historia pasada. Me ha encantado la ambientación en las montañas, en un refugio de animales salvajes, en tierras de los ancestros de los Chance. Y me han conquistado personajes secundarios como los abuelos de Coop, los padres de Lil, como Farley y Tansy, cuya historia me ha parecido muy bonita. 

La historia de Lil y Coop también es bonita. Como digo antes, me ha encantado poder ser testigo de como transcurre y pasa por diferentes fases, qué acontece en diferentes épocas y a diferentes edades. El pero que le pongo a la novela es esa sensación de haber leído su esencia en otras de la autora.

Pero si no habéis leído muchas, Colinas negras es, sin duda, una gran historia que probablemente releeré.

10 comentarios:

  1. Me encantó esta novela. Es de mis preferidas de Nota Roberts, claro q la leí hace muchos años y a lo mejor x eso no me pareció tanta similitud con otras suyas. Aurora boreal también es otra de mis favoritas.
    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que no diría que el argumento en sí se parece al de otras novelas, sino que, a veces, me pasa con esta autora que tiene perfiles y arquetipos que se repiten. Pero con todo, ya digo que no me parece mala novela, tan solo que me ha faltado un poco ese efecto sorpresa que me han dejado otras. ¡Un saludo y feliz fin de semana!

      Eliminar
  2. Hola Mariam!
    Esta novela aunque no la he leído sí había oído de ella, y la verdad es que no la dejaban muy bien dentro de las novelas tan buenas que tiene. Pero esto como siempre va en gustos y ahora leyéndote, me plantearé cogerla de la biblioteca que la he visto allí. La de aurora boreal tampoco la he leído, así que también me la apuntaré :)
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Samantha! Para mí no es mala novela, es solo que como digo me falta ese algo que te sorprende, te deja con el corazón encogido y es que a veces, es inevitable, pero ay es que Roberts repite elementos, perfiles de personajes, cositas así. Pero aún así la recomiendo, ¿eh? Y Aurora boreal aún más. un beso Samantha

      Eliminar
  3. Este no lo he leído y suena genial. Gracias por la reseña.
    Feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Marhya! Pues a ver qué te parece, ya comentarás. ¡Feliz fin de semana!

      Eliminar
  4. Hola Mariam,
    No he leído esta novela, ni Aurora Boreal, de la que tan bien hablas, me apunto las dos, a ver si las consigo en la biblioteca, que tienen unas cuantas de Nora Roberts.
    De ella he leído algunas de las más recientes, La testigo, Emboscada, que me gustaron mucho, así que me apetece alguna novela suya de antes.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Abril! Uy de las más antiguas tiene muy buenas. Aún no las he leído todas, pero confieso que me gusta irlas espaciando para que me duren más porque cuando acabo de leer todas las de alguna autora que me encanta luego tengo un vacío... La testigo, Emboscada me encantaron, sobre todo La testigo. La nueva que van a publicar, La mentira también me gustó bastante. No tanto como La testigo. Ay es que ésa me encanta. Un besazo y gracias por tus comentarios.

      Eliminar
  5. Pues esta novela no la he leído, pero con Nora Roberts me suele pasar lo que comentas, que si leo algunas suyas muy seguidas, se parecen. Por eso las suelo espaciar, y casi siempre en vacaciones leo alguna :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Mayte! También las espacio pero a veces no tanto porque se parezca el argumento, sino también para conservar un poco más sus novelas sin leer. Aún tengo unas cuantas de las antiguas, de las que tan buenas críticas han recogido, a la espera. En cualquier caso leer a Nora Roberts, casi siempre es un gustazo. Un besazo Mayte

      Eliminar

Tus comentarios enriquecen este blog. ¡Muchas gracias!